© Pirineum multimedi@, 6 Septiembre, 2004 12:47 PM
Última modificación : < < < < < < < < < Septiembre 6, 2004 12:47 -->

Reportajes
Actualidad

Comienza la consolidación de las ruinas más emblemáticas de Santa Cristina

El antiguo Hospital de Santa Cristina de Somport está registrando ya los trabajos de consolidación de las ruinas más emblamáticas del conjunto monástico que abre el Camino de Santiago jacetano. Las actuaciones se van a centrar en los restos de la iglesia, avanzando hacia el ábside románico, así como el torreón oeste y diversos muros anexos del conjunto. Una intervención que se completará con diversas labores de adecuación del terreno donde se encuentran las ruinas y una nueva campaña de excavaciones, que van a permitir la visita a la iglesia en un futuro inmediato.

Esta completa intervención en el área del que fuera uno de los hospitales de peregrinos más importantres de Europa en la Edad Media, y hasta que se quemó en 1706, está organizada por el Gobierno de Aragón y la ejecuta la empresa Sargantana, ganadora del concurso que convocó la administración autonómica para llevarla a cabo. El presupuesto es de 118.167,91euros y el plazo de ejecución es de 4 meses.

Actuación urgente
Esta es la tercera campaña de consolidación de ruinas que se acomete en Santa Cristina y, en esta ocasión, las labores se centrarán en las áreas sobre las que no se pudo actuar en los años 2000 y 2002, cuando se efectuaron las primeras intervenciones. Desde Sargantana, Victor López, explica que este año la consolidación se va a realizar en “las ruinas más emblemáticas, ya que se actuará sobre los restos de la iglesia, hacia el ábside, en el torreón oeste y otros muros anexos, que son las secciones más importantes que se han sacado a la luz”.

Pero además esta actuación es considerada como una intervención complicada y urgente, “debido el delicado estado de conservación de estos restos”, señala López. La nieve y el hielo en invierno, pero sobre todo, las escorrentías que registra el campo desde hace 30 años, que inundan el Camino de Santiago y lo restos de la iglesia, han tenido mucho que ver en ese “frágil” estado de conservación.

Por ello, entre las tareas de adecuación que se están realizando, se están eliminando estas corrientes internas. “Hemos abierto una zanja en la zona superior, que no se ve desde las ruinas, hemos metido una tubería de 100 metros para captar esos flujos y desaguarlos a través de una tubería de evacuación de aguas que ya existe a la que hemos empalmado la nueva canalización”, explica.

Excavaciones
Junto a estas labores, también se quiere avanzar en sacar a la luz nuevos restos del complejo del Hospital. En este sentido, en breves comenzarán las excavaciones que intentarán sacar a la luz la puerta de acceso al conjunto, ya localizada, una habitación de acceso a los restos del atrio y el segmento norte del ábside románico. Además, está previsto liberar el muro exterior y el torreón que se localizan en la vertiente oriental para que “se pueda corregir el tramo del Camino de Santiago que recorría estos restos, haciéndolo pasar junto a los yacimientos y dando, por primera vez, la oportunidad a los peregrinos a que observen los vestigios de lo que aquí hubo”, apunta el de Sargantana.

 

   
 
© Pirineum multimedia- 2003
C/ Del Carmen, 4, 1º izda. 22700 Jaca
Tel./Fax. 974 355 386 e-mail