Tienda online de Pirineum editorial
pirineodigital.com. publicación digital del pirineo aragonés

 

 

 

publicación digital del Pirineo aragonés

Fecha de publicación: 14//02/2018

|
Suscribirse a Suscribirse a RSS | síguenos en Síguenos en Facebook: www.facebook.com/pirineodigital  Síguenos en twitter.com/pirineodigital

1911 - El León deja la selva

Autor: Sergio Sánchez Lanaspa
Reportaje extraído del "Almanaque de los Pirineos 1910-1925" - Edición 2014. Pirineum editorial
Graus, la Ribagorza, Aragón y España entera lloran la muerte de uno de nuestros pensadores más brillantes e influyentes de esta oscura época. Extraña ver cómo proliferan las loas y despedidas de parte de caciques y jerarcas a los que tanto atizó. ¿Será quizá la sensación de alivio? Desde estas páginas nos sumamos al dolor por una pérdida irreparable que retrasará décadas nuestro progreso moral y social, y publicamos de nuevo algunos de sus textos más brillantes e incómodos para los que hoy sacan sus pañuelos sin haber leído una sola línea del León de Graus. Va por usted, don Joaquín:

Entierro de Joaquín Costa en ZaragozaEntierro de Joaquín Costa en Zaragoza - Foto Aurelio Grasa - Arch. B-G.
Joaquín Costa

“Con esto llegamos como por la mano a determinar los factores que integran esta forma de gobierno y la posición que cada uno ocupa respecto de los demás. Esos componentes exteriores son tres: 1º, los oligarcas (los llamados primates, prohombres o notables de cada bando que forman su “plana mayor", residentes ordinariamente en el centro); 2º, los caciques, de primero, segundo o ulterior grado, diseminados por el territorio; 3º, el gobernador civil, que les sirve de órgano de comunicación y de instrumento. A esto se reduce fundamentalmente todo el artificio bajo cuya pesadumbre gime rendida y postrada la Nación.

 

Oligarcas y caciques constituyen lo que solemos denominar clase directora o gobernante, distribuida o encasillada en “partidos". Pero aunque se lo llamemos, no lo es; si lo fuese, formaría parte integrante de la Nación, sería orgánica representación de ella, y no es sino un cuerpo extraño, como pudiera serlo una facción de extranjeros apoderados por la fuerza de Ministerios, Capitanías, telégrafos, ferrocarriles, baterías y fortalezas para imponer tributos y cobrarlos. [...] En las elecciones […] no es el pueblo, sino las clases conservadoras y gobernantes, quienes falsifican el sufragio y corrompen el sistema, abusando de su posición, de su riqueza, de los resortes de la autoridad y del poder que para dirigir desde él a las masas les había sido entregado.”

 

Joaquín COSTA: Oligarquía y caciquismo

 

Joaquín Costa
Joaquín Costa - Foto Aurelio Grasa - Arch. B-G.

"Después de medio siglo de (...) pronunciamientos, manifiestos, revoluciones, (...) cambios de régimen y de dinastía, proclamación de Constituciones (...), tenemos lo que se pedía, constitución liberal, (...) sufragio universal, derechos individuales y, sin embargo, seguimos lo mismo que estábamos: el pueblo gime en la misma servidumbre que antes, (...) su mísera suerte no ha cambiado en lo más mínimo, (...). ¿Y sabéis por qué? Porque esa libertad no se cuidaron más que de escribirla en la "Gaceta", (...) porque no se cuidaron de afianzarla dándole cuerpo y raíz en el cerebro y en el estómago, promoviendo una transformación honda de la agricultura, que haga producir doble que al presente y disminuya el precio de las subsistencias, y, mediante la difusión de la propiedad territorial, elevando a los braceros a la condición de terratenientes. (...) No vieron que la libertad sin garbanzos no es libertad. No vieron que por encima de todas las Constituciones y de todos los derechos individuales (...) el que tiene la llave del estómago tiene la llave de la conciencia, y, por tanto que el que tiene el estómago dependiente de ajenas despensas no puede ir a donde quiere, no puede hacer lo que quiere, no puede pensar como quiere, no puede el día de las elecciones votar a quien quiere; no reflexionaron que el que no sabe es como el que no ve, y que el que no ve tiene que ir conducido por Lazarillo a donde el Lazarillo quiere llevarle, que raras veces es a donde al ciego le conviene, que casi siempre es a donde le conviene al lazarillo, (...) la revolución no pudo rendir fruto alguno, quedó estéril".

 

Joaquín Costa. "La tierra y la cuestión social"

 

 

(...) "Contener el movimiento de retroceso y africanización absoluta y relativa que nos arrastra cada vez más lejos, fuera de la órbita en que gira y se desenvuelve la civilización europea; llevar a cabo una total refundición del Estado español sobre el patrón europeo, que nos ha dado la historia y a cuyo empuje hemos sucumbido(...) o, dicho de otro modo, fundar improvisadamente en la Península una España nueva, es decir, una España rica y que coma, una España culta y que piense, una España libre y que gobierne (...)

 

Joaquín Costa. “Despensa y Escuela”

Reportaje de Aurelio Grasa

 

El féretro de Costa en el momento de ser depositado en la sepultura del cementerio de Torrero
El féretro de Costa en el momento de ser depositado en la sepultura del
cementerio de Torrero - Foto Aurelio Grasa - Arch. B-G.

Cuando Joaquín Costa fallece, el joven fotógrafo y estudiante de 2º de Medicina Aurelio Grasa, a punto de cumplir 18 años, está trabajando como reportero gráfico para el Heraldo de Aragón, ABC y Blanco y Negro de Madrid. Aurelio Grasa realiza un reportaje fotográfico del acontecimiento, a lo largo de los días en que se suceden los actos, desde su exposición en el salón rojo del Ayuntamiento de Zaragoza hasta su entierro en el Cementerio de Torrero. La serie se inicia el día 11 de febrero, con la fotografía “Entierro de Joaquín Costa en Zaragoza”, que se publica en la portada del ABC de Madrid el 12 de febrero de 1911. Ese mismo día, en el Heraldo de Aragón publica las filas que formaban los visitantes desde el Ayuntamiento hasta la segunda puerta del Pilar. El lunes 13 de febrero, continua retratando la manifestación popular, “El duelo desfilando por la calle de D. Alfonso I”, hasta el momento justo de su entierro ya de noche.
"El féretro de Costa en el momento de ser depositado en la sepultura del cementerio de Torrero". Fotografía obtenida anoche con luz de magnesio para le Heraldo de Aragón, por el Sr. Grasa. También dan cuenta del acontecimiento Freudenthal y Cortés para el Heraldo de Aragón. En el Blanco y Negro de Madrid publican fotografías de Alfonso, Capella y Cortés.

 

Teresa Grasa Jordán y Carlos Barboza Vargas (Archivo Fotográfco Barboza-Grasa).

 

 


© Textos propiedad de Pirineum editorial, está prohibida su reproducción total o parcial sin permiso expreso.


> pirineodigital.com es propiedad de © Pirineum editorial y comunicación
Queda prohibida toda reproducción, total o parcial, sin autorización previa.

> Quienes somos - Contactar


Síguenos en:

Síguenos en Facebook: www.facebook.com/pirineodigital Síguenos en twitter.com/pirineodigital Síguenos en Google+ Suscribirse a RSS

> Cómo insertar publicidad
> Aviso legal y créditos
> Política de cookies

 

¡CSS Válido!