Última actualización 10 Diciembre, 2009 11:06 h.

El túnel de Bielsa se cerrará la próxima primavera

La próxima primavera comenzarán los cierres al tráfico del túnel de Bielsa. Las obras para remodelar este corredor transpirenaico motivarán la suspensión del tráfico en tres periodos, el primero, del 6 de abril al 21 de junio del próximo año. La idea es poder finalizar las obras proyectadas para mayo de 2012. El desarrollo de las mismas será seguido por una Comisión Permanente de Representación Ciudadana, que quedó constituida el pasado 10 de diciembre, con la participación de los agentes políticos, sociales y económicos de ambas vertientes.

Boca francesa del túnel de Bielsa

Boca francesa del Túnel de Bielsa. FOTO: www.bielsa-aragnouet.org

Los cortes de tráfico, acordados después de realizar una consulta entre los habitantes del área de influencia del túnel, de manera que afecten en la menor medida a las actividades de los valles de la zona, serán de dos meses y medio de duración cada uno. El calendario acordado señala el primer corte para los meses de abril, mayo y junio de 2010; el segundo para otoño, entre el 15 de septiembre y el 30 de noviembre de 2010, y el último, del 15 de septiembre al 30 de noviembre de 2011.

Los trabajos se acometerán las 24 horas de todos los días de la semana, con la intención de poder finalizar la remodelación en primavera de 2012. Cabe recordar que las obras, que afectarán íntegramente a la estructura interior del túnel, están valoradas en más de 17 millones de euros, y que el 65% se subvencionarán a través del programa de cooperación territorial España-Andorra-Francia.

Como indicábamos, las obras contarán con la supervisión de una Comisión Permanente de Representación Ciudadana. Su objetivo será el seguimiento de las obras de modernización y servir de canal de comunicación para la población, ya que el consorcio quiere que, “se conozca todo lo que hacemos en el túnel”.

La comisión se ha constituido como un foro  informativo y consta de 17 miembros, 10 españoles y 7 franceses. Los portavoces serán los alcaldes de Bielsa, Antonio Escalona, y de Aragnouet, Jean Mouning, y se reunirá para valorar el desarrollo de las obras cada tres meses, aproximadamente. Además de los dos alcaldes, el foro informativo contará con la participación de otros representantes políticos, económicos y sociales, de los dos valles pirenaicos.