Última actualización 13 Febrero, 2008 19:00 h.

NOTICIAS

El aragonés aborda su situación en la V Trobada

La lengua aragonesa va a someterse estos días a una profunda revisión para conocer el estado en que se encuentra. El diagnóstico se va a realizar en el marco de la V Trobada d’estudios e rechiras arredol d’a luenga aragonesa e a suya literatura, que se va a celebrar del 14 al 16 de febrero, en Huesca.

Convocatoria
Imagen del programa de la V Trobada.

Estas Trobadas nacieron en 1997 con la intención de reunir, cada dos o tres años, a los estudiosos del aragonés, para intercambiar trabajos y experiencias que sirvieran para profundizar en los estudios de le lengua aragonesa, en su conocimiento y en la mejora de las herramientas de análisis. Es decir, que las trovadas buscan para aumentar el nivel científico y metodológico de acercamiento al aragonés.

Organizadas por el Instituto de Estudios Altoaragoneses, con la colaboración del Centro de Profesores y Recursos, la Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación y el Consello d'a Fabla Aragonesa, la Trobada, además de invitar a profesores e investigadores foráneos que contribuyan a todos estos objetivos, se dirige a los estudiosos de esta lengua y especialmente a los jóvenes, para que conozcan el estado del aragonés.

A parte de las ponencias y comunicaciones, hay otras actividades, como exposiciones o publicaciones, que en esta ocasión serán un recital de cantos de aragonés, que ofrecerá la Coral Oscense en la iglesia de San Pedro El viejo, y la presentación de las actas de la IV Trobada.

La conferencia inaugural correrá a cargo de Aleksey Yéschenko, de la Universidad de Piatogorsk, Rusia, que hablará el 14, a las 18:10 horas, sobre “El léxico del aragonés literario común”. La de clausura será el 16, a las 12:30 horas, a cargo de José Enrique Gargallo, de la Universidad de Barcelona, que abordará “Los refranes meteorológicos en aragonés, en el marco de la paremiología románica”.

Otras ponencias y comunicaciones abordarán la toponimia, la oportunidad, o peligros, que supone Internet para el aragonés, la conciencia lingüística en el Aragón Medieval, las aportaciones del gascón,  la literatura infantil y juvenil en aragonés o las relaciones entre los valles de Roncal y Ansó y su reflejo en la lengua y la toponimia.

Más información: Instituto de Estudios Altoaragoneses